Attack On Titan: ¿Sobrevalorado o realmente bueno?

Recientemente, por recomendación de un amigo, comencé a ver Attack On Titan (Shingeki no Kyojin) y debido a mi aburrimiento durante los Carnavales y que en ANMTV no se ha hecho una columna o análisis acerca de este anime, decidí tomar la iniciativa y hacerla yo mismo.

Antes de comenzar, debo aclarar que se me hace bastante difícil hacer un análisis de algo sin revelar detalles del mismo, así que, he de avisar que este artículo PUEDE TENER y tendrá SPOILERS. Si sigues leyendo a partir de aquí, es tu responsabilidad y no quiero lloriqueos del tipo "OLLE ME ESPIOLASTE TE HODIO" en los comentarios. Avisado estás.

Comenzando por lo más básico y esencial, la animación. Fue hecha por WIT Studio. He de decir que, en mi vida había escuchado hablar de este estudio, ni visto uno de sus trabajos, sin embargo, la animación de Attack on Titan me pareció excelente.

El CGI presente en los edificios cuando los personajes utilizan los engranajes multiaxiales queda bastante bien, además, el trazo más grueso en los bordes de los personajes me parece exquisito, y algo bastante diferente a lo que estoy acostumbrado en otro tipo de animes (Nodame Cantabile, por ejemplo).

Por parte de la música, no hay mayor queja. El primer opening y su animación son épicos, y de hecho, es lo único que conocía de la serie antes de verla. Lo vi 14 veces, y 14 veces se me puso la piel de gallina con esta parte. El segundo opening baja un poco el nivel, pero no es malo; la animación lo compensa. Por el lado de los endings, no me gustaron para nada. Ninguno de los dos. Me parecían extremadamente flojos, en comparación con las emociones que se vivían episodio a episodio en la serie, a tal punto que llegaba a saltármelos. Las insert songs son buenas, pero estaban en momentos algo inadecuados (La del episodio 9, por ejemplo). En contraste, el Soundtrack sí estuvo bastante bueno.

La trama en sí, no es nada que no se haya visto. Isayama no inventó un concepto. Sin ponerse muy rebuscados, la esencia de Attack On Titan es similar a la de Evangelion (Titanes/Ángeles destruyendo la humanidad y un chico que posee una capacidad única que debe luchar contra estos).

Lo interesante es la forma de contar la historia. En el caso de Attack On Titan, he de decir que en TODOS los capítulos terminé mordiendome las uñas excepto en el 13.5, por saber qué iba a pasar en el siguiente. El final de cada episodio está hecho de manera tal, que no puedes aguantar al próximo, con el fin de asegurar la cantidad de espectadores de la serie semana a semana. Además, hay cosas que son totalmente inesperadas. Sinceramente, el que Eren pudiera convertirse en titán y que Annie estuviera detrás del Titán Femenino me tomaron completamente por sorpresa.

Un detalle, es que los pequeños arcos o sagas, son algo extensos para un anime de 25 episodios. Específicamente me refiero a La Defensa de Trost y a La Expedición #57 Fuera de los Muros. Desconozco si desde el principio estaba planeada una segunda temporada, pero en caso de no ser así, se hubieran dejado muchísimos cabos sueltos (El origen de los titanes, ¿Cómo Annie pudo convertirse en el Titán Femenino y con qué propósito?, ¿Qué se hizo el Doctor Jaeger?, ¿Qué había en el sótano de la casa de Eren?).

Los personajes no son nada del otro mundo. Eren es el típico chico con sed de venganza que posee una capacidad que nadie más tiene. Armin es el chico débil e inseguro, pero que compensa por su inteligencia. Mikasa es la kuudere de turno que es físicamente sobresaliente (¿Algún parecido con Yuki Nagato o Rei Ayanami?).

Aunque, he de admitir que el desarrollo de los personajes es bueno. Vemos como Eren surge de ser un niño bastante débil y con la iniciativa de salir de los muros, a todo un soldado de las Tropas de Reconocimiento, dispuesto a luchar con los titanes, aunque conforme avanza la serie, cambia un poco el ideal de salir fuera de los muros por su deseo de vengar la muerte de su madre. Por su parte, Armin comienza de manera similar, va adquiriendo algo de seguridad en sí mismo con el transcurrir de la serie, lo que le permite explotar su inteligencia, la cual fue reprimida cuando este era apenas un niño, debido a su curiosidad por saber qué hay fuera de los muros. En contraste con Mikasa, que lo único que quiere es proteger a Eren.

En síntesis y para evitar los tl;dr, Attack on Titan no marca ni un antes ni un después en el anime; lo mismo se decía de Highschool of the Dead y ya sabemos en qué quedó. Toma elementos ya antes vistos, pero los desarrolla de manera atrayente para el espectador. Los personajes no son nada que no hayamos visto antes. La animación es bastante buena, al igual que la música.

Por mi parte, esperaré pacientemente a la segunda temporada de este anime, y de ser posible, leeré el manga a ver qué tal. Tal vez me tilden de fanboy, pero es mi opinión.