Reliquias Perdidas: Los proyectos cancelados de las Tortugas Ninja

Por el 9.9.23

¡Sean nuevamente bienvenidos a Reliquias Perdidas; la sección de ANMTV destinada a aparecer un par de veces al año..! Sí, reconozco que la sección se ha vuelto de sus favoritas a pesar de sus pocas entregas, pero créanle a éste humilde y jóven escritor que ser redactor es una tarea complicada, más si se desea que cada entrega sea única y esté bién escrita. Dicho ésto, también creo que no es del todo malo ser un poquito oportunista cuándo escribo ésta sección, ya que procuro que coincida con ciertos eventos que ocurren en tiempo real.


Y pues, para aprovechar el éxito de Tortugas Ninja: Caos Mutante; la nueva entrega cinematográfica del cuarteto mutante ninja y adolescente favorito de tódos, he decidido que serán las Tortugas quiénes protagonicen una nueva entrega de ésta curiosa sección. No es para menos, si tengo que elegir unos personajes del cómic estadounidense, las Tortugas Ninja son junto con Spider-Man de mis personajes favoritos del medio. Su mezcla de humor, drama, acción, ciencia ficción y fantasía me hechizaron en cuánto ví en su momento la serie pseudo-toku La Nueva Mutación y la adaptación animada de 2003 por Fox Kids (y más adelante Jetix) por aquellos lejanos inicios/mediados de los 2000s. Éso sin mencionar la dinámica familiar entre el cuarteto y su padre; el Maestro Splinter, que siento es dónde se encuentra el corazón de la franquicia.

 

Pués bién, luego de que nacieran de la imaginación conjunta de Peter Laird y Kevin Eastman en un cómic 'underground' de 1984, éste icónico cuarteto tomó al mundo por asalto y desde entonces no se han detenido. Si algo caracteriza a la franquicia desde su inicio es precisamente lo radicalmente diferente que es cada versión entre sí (Abril O'Neil es fácilmente el personaje más inconsistente en la historia de la ficción), por lo que no es extraño que muchas versiones de los personajes (varias más únicas que otras) surgieran a lo largo de éstos casi 40 años de historia... y es todavía menos extraño que varias de éstas ideas se quedaran en el tintero. Por éso, hoy los invito como siempre a que me acompañen por un sendero de recuerdos olvidados, de conceptos que básicamente quedaron en en aire y de lo que pudo ser y nunca fué. Aclaro rápidamente que solo hablaré de los proyectos con mayor información disponible, ya que aunque existen otros proyectos cancelados fuera de los de ésta columna, de varios solo tenemos la anécdota de que existieron, tal vez solo cómo ideas. Sin más que agregar, empecemos un nuevo viaje por algunas de las ideas más interesantes que no pasaron de ser simples ideas...

 

Los Poderosos Mutanimales: La serie de Ruby-Spears

Empezando con la televisión, hubo un momento en que Mirage Studios (la pequeña empresa propietaria de las Tortugas Ninja manejada por sus creadores) decidió que era momento de ir más allá del cuarteto verde, por lo que una serie paralela a la que se vió desde 1987 se planificó por un buen rato, llegándose al punto de desarrollar un pitch y una biblia conceptual basada en un equipo muy particular, pero no uno nacido de los cómics originales, si no de los cómics de Archie. Verán, entre 1988 y 1995, la mencionada casa editorial de personajes cómo Archie Andrews, Sabrina la Bruja Adolescente y Josie y sus Gatimelódicas obtuvo la licencia de parte de Mirage para publicar una serie de cómics alternativos titulados Teenage Mutant Ninja Turtles Adventures, que originalmente se desprenderían de la serie animada, pero que terminaron siendo una interpretación única mucho más oscura y serializada, dejando de lado las tramas episódicas de la serie, y optando por historias más oscuras que involucraban temas cómo la religión, el fascismo, la contaminación medioambiental de parte de las grandes empresas, y particularmente la muerte.

 

En éstos cómics nos llegamos a encontrar con un equipo llamado "Los Poderosos Mutanimales", un equipo de mutantes conformado por personajes que las Tortugas se encontraron a los largo de buena parte de la historia, y que unirían sus fuerzas para precisamente combatir de manera más pública y explicita varios de los males mencionados que precisamente los volvieron mutantes en primer lugar, ya sea que fuesen originalmente humanos o animales corrientes. El concepto detrás de éstos personajes se hizo tan popular que en cierto punto Archie probó suerte y sacó una miniserie de cómics para darles sus propias historias alternas al de su versión del cuarteto verde. Al tener un éxito decente; Archie decidió darles su propio cómic mensual, y tomando partido de ésta iniciativa, Mirage también probó suerte y trató de adaptar a los personajes a la televisión.

 

Pero a diferencia de las Tortugas Ninja, cuya serie era producida por Murakami-Wolf-Svenson, ésta serie se comenzó a desarrollar con la ayuda de Ruby-Spears, estudio fundado por Joe Ruby y Ken Spears; quiénes junto con Iwao Takamoto crearían a Scooby-Doo y la pandilla de Misterio a la Orden durante su paso por Hanna-Barbera, y que produjo además varias series relativamente populares durante las décadas de los 80s y los 90s; cómo sus adaptaciones de héroes de DC como El Hombre Plástico de 1979 y Superman de 1988, Thundarr el Bárbaro, las primeras cinco temporadas de la serie de 1983 de Alvin y las Ardillas, y la serie de Mega Man de 1994 (ya saben, la del meme del Mega Man bizco). El cambio de estudio se produjo para que los equipos creativos de ambas series no se mezclaran, esto debido a que para el punto en que la serie comenzó su producción; varios de los miembros del equipo visto en los cómics ya habían sido adaptados en la serie de las Tortugas con unos diseños bastante diferentes de los vistos en las páginas de Archie (basándose más en los diseños de los juguetes de Playmates), sin mencionar que habían sido adaptados como villanos y no cómo los héroes trágicos de la versión impresa.


Entre los personajes que formarían parte del equipo se encuentran todos los Mutanimales de los cómics: Ray-Fillet, Mondo Gecko, Dreadmon, Leatherhead, Jagwar y el dúo de Wingnut y Screwloose. Junto con ellos se integraría Ninjara; personaje que en los cómics de Archie no formó parte del equipo, si no que más bien forma parte del círculo cercano de las Tortugas y que de hecho es novia de Rafael. Aquí se le da una indumentaria rosada y en integrada al equipo, muy probablemente para que se volviera la favorita de la niñas y fuera un gancho comercial para ellas en la línea de juguetes (los juguetes de las Tortugas Ninja eran sorpresivamente populares en el sector femenino, de ahí la existencia de Venus de Milo). Entre los aliados de nuestros héroes se encontrarían personajes de los cómics de Archie como Cudley the Cowlick, y nuestro cuarteto verde favorito aparecería en los primeros cuatro episodios. En el lado del mal; habrían varios villanos a los cuales derrotar, pero la antagonista principal sería la Reina Maligna, quién en ocasiones contaría con el apoyo moral de Krang, quien comenzaría a aparecer menos en la serie de las Tortugas.


Arte conceptual del equipo por Ruby-Spears. Primera fila: Dreadmon, Jagwar, Rayfillet y Leatherhead. Segunda fila: Wingnut con Screwloose, Ninjara y Mondo Gecko. Fuera de la imagen: su serie.


Más o menos éso era lo que se tenía contemplado para esta tropa de furros heroicos, y de hecho los planes para la serie fueron anunciados en uno de los cómics con un tentativo estreno para la temporada televisiva de otoño de 1993. Lamentablemente, la serie no logró emprender vuelo y el proyecto se canceló. ¿Por qué? Dos factores: en primer lugar; los cómics no vendían mal, pero estaban lejos de las ventas del cómic principal de TMNT Adventures y de los cómics más adultos publicados directamente por Mirage, sin mencionar que ése mismo año Archie comenzó a publicar su cómic de Sonic el Erizo, que tenía una premisa similar a los Mutanimales; haciendo de Sonic y Tails miembros de un equipo de animales llamado los Freedom Fighters. Ésto hizo que Archie y Mirage prefirieran mudar las aventuras de los Mutanimales al cómic principal y darles parte de la revista (con el cómic ahora dividiéndose entre dos historias), con su historieta independiente finalizando en su noveno número. Aún así, si la serie lograba producirse; los Mutanimales tendrían de regreso su cómic propio, algo anunciado justo al final de su último número... 

 

Cómo pueden suponer, eso no pasó por lo que vendría a ser el segundo factor; el desinterés de Playmates. Verán, a pesar de que los 90s fueron una época revolucionaria para la animación estadounidense en muchos aspectos, todavía habían varias prácticas difíciles de abandonar, y una de esas era que (a menos que fuese una serie producida por Nickelodeon, Cartoon Network, Warner Bros. o Disney) tenían que tener cómo respaldo una línea de juguetes para que una compañía juguetera pudiera patrocinar la producción financieramente y en consecuencia, hacer gastar poco a la cadena que pudiera aceptar el programa. Playmates, quienes hacen los juguetes de las Tortugas Ninja desde siempre; decidieron no respaldar la serie a pesar del entusiasmo de Ruby-Spears y Mirage, motivados por el hecho de que la mayoría de los personajes de la serie ya habían sido vendidos dentro de la línea de juguetes de las Tortugas, por lo que no era un negocio para ellos vender lo mismo pero rediseñado y preferían darle prioridad a nuevas IPs, cómo lo fue el caso de Earthworm Jim en 1995; cuya línea de juguetes basada en los videojuegos fué un éxito bastante sano.

 

Y pues, sin línea de juguetes no hay serie. Así era en 1993, y al final no sólo la serie se canceló, si no que encima los Mutanimales (excepto Ninjara, quien siguió besándose con Rafa por un buen rato al no ser parte del equipo) fueron asesinados en el número 54 del cómic de Archie, en el cual fueron baleados y rematados con un misil, muriendo con ellos cualquier probabilidad de un revival de su cómic. Brutal...


La  Reina Maligna y Krang. Pero Playmates fué más cruel.


Las Tortugas Ninja IV: lo que pudo ser

La primera película basada en el cómic de Eastman y Laird fué un éxito no muy predecible, ya que a pesar de las dudas de varios estudios que se negaron a producirla debido a su premisa y posible dificultad para llevarse a cabo, al final se estrenó en pleno apogeo de la franquicia, y con la ayuda de Golden Harvest (el estudio responsable de los filmes de Bruce Lee y Jackie Chan) y Jim Henson (el hombre que creó y dió vida a Los Muppets, El Cristal Encantado y Laberinto), las Tortugas cobraron vida en la pantalla grande de manera bastante fiel, y a diferencia de la serie juguetera de 1987, éste filme sí que fué fiel al tono de los cómics. Lamentablemente, sus dos secuelas fueron decepciones críticas y taquilleras, con la segunda película decidiendo adoptar un tono semejante al de la serie mencionada (aunque todavía contando con la ayuda de Henson), y la tercera teniendo unos trajes y efectos visuales lamentables en comparación a sus predecesoras debido a la muerte de Henson y la no disponibilidad de su compañía cómo consecuencia (aún con un guión bastante más fiel al tono de la primera). A ésto sumemos que la fiebre por el cuarteto verde ya comenzaba a mermar, especialmente tras la llegada de un grupo de héroes multicolores conocidos cómo los Power Rangers.


Ante éste escenario, Mirage Studios, New Line Cinema (dueños hasta 2009 de los derechos cinematográficos de la franquicia) y Golden Harvest sabían que tenían que darle un giro a los personajes para seguir generando interés, por lo que se decidió que para la cuarta película se seguiría el patrón de una trama más oscura cómo en la primera entrega. Laird y Eastman comenzaron a desarrollar ideas para la cuarta película, cuya principal novedad incluiría una nueva mutación para los héroes verdes y su padre roedor. Según lo poco que se tiene de la trama; el mutágeno/ooze que transformó a las Tortugas y Splinter en animales antropomorfos ha seguido desarrollándose con el tiempo dentro de su sangre, lo que da pie a que cada uno experimente transformaciones inusuales.

 

Leonardo (portando una nueva indumentaria) obtendría la habilidad de reforzar su piel al punto de volverse impenetrable y sus manos secretarían una sustancia que lo ayudaría a adherirse a las paredes (al estilo de Spider-Man o de Froppy de My Hero Academia). Por otro lado, Donatello obtendría poderes psíquicos y de telepatía, pudiendo hacer que ahora lea mentes y pueda mover cosas sin tocarlas, aunque al precio de perder gran parte de sus facultades visuales (razón por la cuál ahora portaría googles con fórmula para ver mejor). Miguel Ángel obtendría poderes camaleónicos con los cuales podría asumir una figura humana, razón por la que ahora usaría ropa normal. Finalmente; Rafael y Splinter sufrirían mutaciones más monstruosas, con el cabeza caliente de Rafa adquiriendo características similares a las de un velociraptor, mientras que el sabio Maestro Splinter ahora sería más grande y musculoso, aunque cómo consecuencia; a ambos les costará mantener la compostura, ya que a ratos tendrán regresiones mentales que los harán actuar de manera instintiva, si no es que asesina.

 

Arte conceptual de las mutaciones de las Tortugas y Splinter. ESTO es lo que le hace a tu cuerpo el consumo de mutágeno. Por una juventud sin 'ooze'.


Si bien, no se sabe mucho más de la trama, sí se sabe gracias a material de producción que probablemente nuestros héroes viajarían en algún punto a una dimensión post-apocalíptica dónde se encontrarían con versiones malvadas de Abril y Casey (llamándose "Kasey"), el Clan del Pie volvería a estar al acecho con Destructor regresando; ahora con la habilidad de ser humano y mutante a voluntad (recuerden que en la segunda película se vuelve un súper mutante), y aparecería una quinta tortuga bajo el nombre de Kirby (nombrado así en honor a Jack "El Rey" Kirby), aunque jamás se ha establecido si estaría del lado de los buenos o si sería una tortuga malvada al estilo de Slash. No se sabe más allá de todos éstos detalles salvo que en un catálogo de Playmates se confirma que la fecha de estreno habría sido durante las navidades de 1996 y que ya se habría firmado un contrato multimillonario de promoción para la película.


Anuncio en un catálogo de Playmates confirmando la película y presumiendo su acuerdo multimillonario para producir los juguetes. "Por la boca muere el pez."

Viendo el anuncio de Playmates es claro que la película había llegado a buen puerto en algún punto de los 90s, pero no pasó demasiado tiempo para que el filme terminara por cancelarse. ¿Que pasó? Realmente no se sabe a ciencia cierta, pero las especulaciones apuntan a la rentabilidad y el presupuesto. Por un lado, la tercera película tuvo un mal desempeño en taquilla, por lo que no había seguridad de que la película fuese a ser un éxito. Por otro lado, los guiones parecían apuntar a un alto presupuesto, uno que ni New Line Cinema ni Golden Harvest estaban muy dispuestas a pagar. Para rematar, habría sido difícil replicar las ideas de Eastman y Laird sin la participación del Jim Henson Creature Shop, por lo que es claro el escenario: la película sencillamente no era viable, por lo que el proyecto cesó de manera silenciosa.

 

Aún así, hay varios elementos de éstos guiones que terminaron por trasladarse a otras adaptaciones de las Tortugas. Por ejemplo, la transformación de Rafa terminó siendo reciclada en las últimas temporadas de la serie de 1987, justo para cuando la serie sufrió una transformación propia tratando de ser más seria y oscura para competir contra otras series de su época, aunque aquí las cuatro Tortugas sufrirían esa misma mutación. Por otro lado; el diseño de Leonardo, el título tentativo de "La Nueva Mutación" y la idea de una quinta tortuga fueron reciclados para la serie de Saban de 1997, aunque esta jamás mostró a los personajes transformándose, mientras que por presión de Playmates; Kirby se transformó en Venus de Milo, una tortuga mujer que no volvería a la franquicia hasta hace un par de años en los cómics de IDW (no confundir con Jennika, otra tortuga mujer sin relación de los mismos cómics). Finalmente, el diseño de Donnie serviría de inspiración para sus apariciones en las películas producidas por Michael Bay estrenadas durante el decenio, así cómo para El Ascenso de las Tortugas Ninja. Bien se podría decir que la película mutó de diferentes maneras...


Arte conceptual de Kirby por Kevin Eastman. Tranquilos, lo que ven ahí asomándose es su cola.


Los intentos de serie animada del 2001

Luego de que Fox Kids en Estados Unidos le pusiera el pié a la serie de La Nueva Mutación (pueden ver más de éso aquí); las Tortugas Ninja se mantuvieron un buen rato fuera del aire (la primera vez desde 1987), y para volver; Mirage sabía que tenía que refrescar la imagen del cuarteto verde, por lo que después de unos años de descanso, en el año 2000 se pusieron manos a la obra para planificar el gran regreso de los héroes con caparazón. Analizando bién el mercado, era claro desde hacía ya tiempo que la televisión animada de acción ya no estaba interesada en aventuras episódicas, se querían arcos argumentales, un poco más de drama y mucho desarrollo de personajes, por lo que en lugar de optar por replicar a la serie de 1987, la idea fué más bién replicar el tono de los cómics originales.

 

Es por ello que para 2001, Mirage abrió sus puertas a las propuestas de distintos estudios de animación para que cada uno pudiera ofrecer su propio enfoque de la franquicia. Ése mismo año; los estudios elegidos fueron Rainbow Studios y Warner Bros. Animation; los cuales comenzaron a desarrollar sus respectivas propuestas para una nueva serie. Por un lado, Rainbow logró desarrollar un pequeño tráiler conceptual de 5 minutos en CGI diseñado específicamente para vender la serie a otras cadenas. En esta podemos ver más o menos como habría sido la narrativa de la serie, con un enfoque dramático pero ligero, y manteniendo varios aspectos de la serie de 1987. Lo que más sorprende es que desde el piloto se nos adelantaba la eventual muerte de Splinter:


 
Tráiler piloto de Rainbow Studios (2001)

Lamentablemente, no sabemos mucho más de la historia detrás de esta propuesta, más allá de que no fue aceptada por las distintas cadenas de TV de la época. Pasando a la propuesta de WB, aquí nos encontramos con una pitch que a nivel visual nos mostraría a la versión más fiel a los cómics de las Tortugas, o al menos a sus primeras aventuras impresas, con el cuarteto usando los mismos diseños de sus inicios, aunque manteniendo las bandas multicolor de casi todas las adaptaciones (en los cómics de Mirage los cuatro hermanos portan el color rojo). Un cambio notable a nivel argumental es el hecho de que Abril y Casey serían reinventados como adolescentes para así hacerlos más contemporáneos de edad con las Tortugas (un elemento que luego fue rescatado para la serie de 2012 y que ha sido la regla de todas las series animadas de la franquicia desde entonces).

 

De la misma manera, Splinter y Shredder fueron rediseñados; el primero para contar con un diseño semejante al de los cómics (aunque nunca se estableció una paleta de colores final, tentándose entre que fuera una rata marrón, gris o incluso blanca), mientras que el segundo tendría una armadura un poco más "shogunésca" (también se tentaron distintas paletas de colores). También; el arte conceptual nos muestra a un Baxter Stockman con un cambio en su color de piel cómo en la serie del 87 (en los cómics y mayoría de las adaptaciones es afrodescendiente), así como a los Triceraton, la raza de extraterrestres semejantes a los triceratops que se ven en varias otras adaptaciones y que tal vez habrían aparecido desde el inicio de la serie. Al final, se realizó un "animatic" de lo que habría sido la primera escena del primer episodio, en el cuál vemos a Rafa salvando del hampa a una mujer neoyorquina:


 
Animatic de Warner Bros. Animation (2001)


La propuesta de WB encantó a Mirage, quiénes la aceptaron con los brazos abiertos. De hecho, ésta propuesta llegó a tan buen puerto que Playmates había comenzado el desarrollo de los juguetes, al punto de que la figura de Leonardo logró llegar a la fase de exhibición (que es cuando el juguete se completa y es luego exhibido en ferias de juguetes y exposiciones de licencias). El siguiente paso fue el que desafortunadamente no se concretó: el encontrar una cadena. En aquellos años; WBA tenía dos clientes fijos dentro de su mismo conglomerado: Kids' WB (que transmitió series cómo Static Shock y Legión de Super Héroes) y Cartoon Network (que transmitió Liga de la Justicia y Los Jóvenes Titanes), y por supuesto que la serie le fue ofrecida a ambas cadenas. Ambas poseían muy buenas audiencias y encima; si una la rechazaba la otra no lo haría. Así era la dinámica... pero este no fue el caso.

 

¿La razón? Ambas cadenas no querían hacerse una auto-competencia con el resto de su programación. En ambos casos habían series de súper héroes adolescentes en la forma de X-Men Evolución dentro de Kids' WB (la cuál no fue producida por WBA, pero sí por Warner Bros. Television junto con Marvel Animation) y Los Jóvenes Titanes dentro de CN (que para ése punto ya había entrado en desarrollo). Éste escenario desmotivó a las dos, y como las otras series "llegaron primero", las Tortugas se vieron desfavorecidas. Ante esto; WB decidió dejar ir el proyecto y Mirage siguió buscando otro aliado.


Al final, ese aliado terminó siendo 4Kids Entertainment, cuya propuesta (realizada en 2002) gustó mucho a Mirage, lo que sumado al pedigrí de la compañía (lograron cosechar dos éxitos titánicos al llevar a los Estados Unidos las series de Pokémon y Yu-Gi-Oh!), su próximo bloque dentro del canal Fox (el FoxBox), la cercanía física entre ambas (Mirage y 4Kids tenían sus principales sedes en Nueva York) y su poder de licenciamiento la hicieron la opción perfecta para co-producir el regreso de las Tortugas Ninja a la televisión. Y así fue, la alianza fue anunciada ese mismo año y la nueva serie se estrenó en 2003 en el mencionado bloque del FoxBox. La serie llegó a nuestra Latinoamérica mediante Fox Kids ese mismo año y se mantuvo en el canal tras su transformación en Jetix (de hecho fue la serie que cerró la última transmisión de la primera). Paradójicamente, en Estados Unidos fue Cartoon Network la que obtuvo los derechos de transmisión por TV paga de la serie (junto con otras series de 4Kids), transmitiéndose junto con Los Jóvenes Titanes; la misma serie que selló el destino de la versión cancelada de WB. ¿Que vueltas da la vida verdad?


Modelos de las Tortugas del pitch de Warner Bros. ¿No envidian ésas sonrisas "marca Colgate"?


Las secuelas de la película de 2007 (y el reboot que nunca ocurrió)

Luego de la mencionada cancelación de lo que pudo ser la cuarta película de la saga original, la franquicia se mantuvo alejada de la pantalla grande durante un largo rato. No fué si no hasta que en 2007, producto de una alianza entre Warner Bros. (quiénes retuvieron los derechos cinematográficos tras absorber a New Line Cinema), The Weinstein Company (de cuyo fundador mejor ni hablemos) e Imagi Entertainment (en su debut cinematográfico tras haber realizado el telefilme Digimon X-Evolution); surgió TMNT (o solo Las Tortugas Ninja, que fué cómo la conocimos en la mayor parte del mundo), filme animado en CGI que con un tono muy semejante al de los cómics de Mirage nos mostró una especie de secuela relativamente distante de la trilogía original. En ésta película vemos a unas Tortugas que están pasando por su etapa de adultez juvenil y los obstáculos emocionales que ésa etapa trae a tódos (lo sé, estoy pasando por éso). La película tuvo una recepción mixta de parte de la crítica (la animación, acción y los personajes de Leonardo y Rafael se llevaron los elogios, pero la historia principal no gustó demasiado), pero fué un éxito en taquilla que garantizó el desarrollo de secuelas. Su historia tuvo un final semicerrado, con la implicación de que Oroku Saki tal vez siga con vida, pero que sirve como un final satisfactorio, ya sea que la veamos como un filme solitario o como el final de la saga original.


Aún así, el gancho narrativo de que el lider del Clan del Pié tal vez siguiese entre los vivos fué con la intención de que en caso de que el filme fuese exitoso; sería el inicio de una segunda trilogía, y cómo fué ése el caso, Warner Bros. e Imagi comenzaron con el desarrollo de las dos secuelas. En general, un punto en el cuál todos los fanáticos estamos de acuerdo (incluídos los que somos fanáticos de la película) es que el filme de Imagi se centró mucho en la tensión de hermanos entre Leo y Rafa, lo que si bien, es uno de los puntos fuertes de la película, también hizo que Donnie y Mikey se sintieran argumentalmente relegados. Resulta que esa siempre fue la intención, ya que mientras que la primera (y única) película nos muestra el arco de las Tortugas azul y roja; la segunda iba a centrarse en la tortuga naranja y la tercera en la tortuga morada.

 

La trilogía le hubiese dado sus respectivos reflectores a cada miembro del equipo. Hablando más propiamente de la trama; la segunda película se habría inspirado en el arco de los cómics de Mirage "Ciudad en Guerra", y habríamos visto a Miguel Ángel sentirse menospreciado y algo excluido del grupo, y al ver que no es tomado en serio por sus hermanos, decide infiltrarse en el Clan del Pié voluntariamente y sabotearlos desde adentro para demostrar su valía, portando ahora una bandana negra. Dentro del transcurso de la historia las Tortugas y Splinter habrían viajado a Japón para encontrarse con el Clan Yoshi (al que pertenecería honorariamente Splinter por haber sido mascota y por lo tanto familia de Hamato Yoshi), y habrían cruzado sus caminos con Karai y la célula originaria del Clan del Pié. Eventualmente veríamos el regreso de Shredder y la muerte de Splinter.

 

Para la tercera película, Donatello; en un experimento con el cuál esperaba comunicarse con vida en otros planetas o incluso con otras dimensiones, termina causando inadvertidamente la invasión a la Tierra de dos especies en guerra: los Ultróm de la Dimensión X liderados por el General Krang (quién se aliaría al Clan del Pié y crearían juntos el Tecnódromo), y la República Triceraton liderada por el Líder Supremo Zanramon y el Comandante Mozar (este último sería interpretado por Michael Clarke Duncan). La película no sólo nos mostraría el arco de Donnie buscando la redención y enmendando sus errores, también hubiésemos visto la deserción voluntaria de Karai del Clan del Pié, la aparición de Fugitoid y la boda de Abril y Casey. De acuerdo con Kevin Monroe (director de la primera entrega y co-escritor junto con Tom Tanaka de las tres películas), la trilogía habría sido un inicio, desarrollo y final respectivos. Citando sus palabras: "La primera película trata sobre la familia y la recuperación de la ciudad. La segunda película trataría sobre los muchachos creciendo, perdiendo a Splinter y heredando la guerra de su padre. Y la tercera película abriría su mundo a un nivel que nadie habría visto antes en una película de las Tortugas Ninja." Por supuesto, todos ustedes quieren saber porqué nada de esto existe...


Arte conceptual de lo que pudo ser la segunda película. No se espanten cuándo noten que Shredder está ahí.


La respuesta es sencilla: la desaparición de Imagi. Verán, al igual que Golden Harvest, Imagi era un estudio de Hong Kong, pero a diferencia de los reyes del cine de artes marciales; el estudio de animación era uno más pequeño y humilde en el que cada situación representa una pérdida o ganancia importante, más sin el respaldo corporativo del que sí gozan estudios cómo Pixar y DreamWorks. Para el punto en que éstas secuelas estaban en desarrollo, Imagi también estaba finalizando la producción de su versión de Astro Boy y empezando la preproducción de sus adaptaciones de Fuerza G y Iron Man 28, así cómo el desarrollo de una película de La Leyenda de Zelda (que aparentemente logró llamar la atención de Nintendo) y dos películas originales tituladas Cat Tale y Tusker. ¿Bastante trabajo verdad? 

 

Pues cómo ya deben de saber; fuera de Astro Boy absolutamente NADA de lo mencionado vió la luz, esto debido a que la cantidad de proyectos en desarrollo y la compra de los derechos para producir la mayoría generaron gastos considerables. Astro Boy se estrenó en 2009 y debido a su competencia con otros blockbusters de ese año; fué un rotundo fracaso taquillero. Esto orilló a Imagi a detener repentinamente la producción de sus otros proyectos fuera de Fuerza G, y para tratar de solventar sus deudas se vieron obligados a vender sus activos estadounidenses y a devolver los derechos de los otros proyectos, incluyendo a las Tortugas Ninja y Astro Boy. A pesar de anunciar un estreno para 2011 de Fuerza G en enero de 2010, el estudio cerró repentinamente sus puertas el febrero siguiente. Ante éste escenario, Mirage Studios y Warner Bros. decidieron comenzar con el desarrollo de las secuelas por sí mismos.


Justo tras la salida del proyecto de Imagi en 2009, las dos compañías anunciaron que la siguiente película seguiría siendo una secuela del filme de 2007, pero que ahora sería una película live-action en la que las Tortugas y Splinter serían llevados a la vida con una combinación de efectos prácticos y CGI, con trajes con cabezas animatrónicas semejantes a los de las películas clásicas (con la posibilidad de que el Jim Henson Creature Shop volviera para fabricarlos) pero con los gestos faciales siendo retocados digitalmente. Dentro de esto, se tenía contemplado que Sarah Michelle Gellar y Chris Evans retomaran sus roles cómo Abril y Casey de la película animada pero ahora frente a las cámaras. Aún así, al poco tiempo se decidió que la película sería una secuela a la primera entrega de 1990 sin tomar en cuenta sus secuela previas, para que poco después se decidiera reiniciar por completo la franquicia cinematográfica.

 

Para este punto se contrató a John Fusco (Spirit: El Corcel Indomable) cómo el escritor y guionista. Peter Laird se mantendría como supervisor creativo y confirmaría que la película sería un reinicio al estilo de Batman Inicia, con un tono que buscaba emular el de los cómics originales y que se centraría en el origen de las Tortugas. 4Kids también se uniría como productora financiera. Pero... Laird (quien se había vuelto dueño absoluto de la IP de las Tortugas Ninja luego de que Kevin Eastman le vendiera su parte de los derechos entre 2001 y 2008) decidió venderle la franquicia a Viacom (actual Paramount Global) a finales de 2009. Durante la transacción, sus subsidiarias Paramount Pictures y Nickelodeon adquirieron los derechos cinematográficos y televisivos respectivamente a WB y 4Kids.

 

En un inicio, Paramount siguió adelante con el proyecto (con Eastman reemplazando a Laird cómo supervisor debido a que este decidió darse un descanso de la saga) y se fijó una fecha tentativa para 2011, pero luego de leer una revisión del guión, Paramount vió que la visión de Fusco no iba para con los planes que tenían originalmente para la franquicia. Eventualmente el proyecto se canceló de lleno, y con la llegada de Michael Bay cómo productor para un reinicio distinto de la franquicia, el resto es historia.


Al final no tuvieron ninguna secuela, ¡pero hey, las risas no faltaron! ¿eh?


Foot Clan Origins y el crossover con Glitch Techs

Y aquí les van dos por el precio de una. Durante las primeras fases de desarrollo de lo que sería la sucesora de la serie de 2012, en Nickelodeon se tentó la idea de que la siguiente serie no sería precisamente sobre las Tortugas, y más bien decidirían irse por un concepto un poco más mundano. En Foot Clan Origins la trama se hubiese centrado en los inicios de Hamato Yoshi y Oroku Saki cómo jóvenes aprendices de ninjutsu en el Clan del Pié. La historia hubiese tomado lugar directamente en Japón, y habríamos visto las aventuras del dúo cómo un par de huérfanos japoneses que se encuentran, se vuelven amigos, se unen al clan y vivirán muchas aventuras que los desarrollarán cómo los futuros rivales que serán al volverse adultos.

 

De resto, es todo lo que se sabe de la historia, pero el desarrollador del concepto, Éric Robles (creador de Las Aventuras de Fanboy y Chum-Chum y co-creador de Glitch Techs, más de esta en un segundo) compartió arte conceptual en el que podemos ver los diseños de Yoshi y Saki, así cómo algunas criaturas que parecen ser místicas, y lo que parece que habría sido el antagonista principal: una especie de empresario japonés malvado que (intuye éste servidor) tendría seguramente nexos con la mafia. El único otro detalle compartido por Robles es que ésta versión de Yoshi sería en un futuro Splinter (de hecho, en todo momento se refiere a él con ése nombre en éste concepto), dando a entender que aquí se irían por la versión de que Yoshi y Splinter son la misma persona y no humano y mascota. Robles no compartió los motivos del porqué Nick prescindió de ésta idea, aunque es fácil intuir que habrá sido por la notable ausencia de las Tortugas, lo que tal vez le habría quitado su identidad comercial y por lo tanto la vieron poco rentable. Eventualmente la siguiente serie terminó siendo El Ascenso de las Tortugas Ninja; una adaptación única en su estilo que, aunque polarizante en un inicio, terminó gustando a la mayoría.



Pero éso no es todo, ya que eventualmente Robles trató de volver a trabajar con la franquicia de una manera bastante singular. Cómo dije, Robles creó (junto con Dan Milano) Glitch Techs, una serie animada para Nickelodeon centrada en las aventuras de Héctor Nieves (alías 'High-Five') y Miko Kubota; dos jugadores de videojuegos profesionales que viven en la ciudad de Bailley, donde un grupo de personas está lidiando en secreto con fallas (glitches) que hacen que los personajes de los videojuegos se manifiesten como seres etéreos en el mundo real y que operan en función de la codificación de sus juegos afectados, creando estragos como consecuencia. Debido a esto y para detener éstos 'glitches'; los Glitch Techs, quienes trabajan en una tienda de videojuegos local como fachada, deben usar su lógica de jugadores y su equipo tecnológico especial para contrarrestarlos y ganar. Después de capturar y/o destruir los glitches, también deben reparar cualquier daño y borrar los recuerdos de los testigos para evitar el pánico. Y pues, después de convertirse inesperadamente en los Glitch Techs más nuevos, High-Five y Miko tendrán que usar sus habilidades como jugadores para ayudar. Ya habiendo repasado brevemente la premisa, ustedes dirán "¿que tiene que ver ésto con las Tortugas Ninja?" Pues que para su segunda temporada se planificó un crossover con el cuarteto verde, pero no de la manera que seguro ustedes esperan.


Titulado 'Glitchy Mutant Ninja Turtles', el episodio (según lo poco que hemos podido saber de la trama) habría tratado sobre cómo las Tortugas, tan ficticias en el mundo de Glitch Techs cómo en el nuestro; habrían salido de uno de sus videojuegos clásicos debido al efecto de un glitch. El problema no es que ahora tenemos una versión digital de los hermanos ninja rondando por ahí, es que una versión de Destructor también salió del juego. Debido a ésto y tras un breve enfrentamiento con Miko y High-Five, los seis trabajarán juntos para detener a líder del Clan del Pié y poder regresar al juego sin causar demasiados estragos en Bailley. Aunque Destructor no estará sólo, ya que los dos grupos de héroes tendrán que lidiar con un Glitch Mutante que también se las arreglará para hacerles difícil la vida a los seis. Algunos detalles que se conocen del episodio incluyen que el diseño de las Tortugas habría sido un híbrido entre los diseños de los cómics de Mirage y los de los videojuegos de Konami, y que tanto Destructor como el Glitch Mutante (y un rol no aclarado bajo el nombre de "Booming Voice") habrían sido interpretados en inglés por nadie menos que Kevin Eastman, el co-creador de las Tortugas Ninja.


Varios artes conceptuales del lo que pudo ser el episodio. Ignoren la referencia a Super Smash Bros. Ultimate.


Ahora, la pregunta del millón: ¿porqué se canceló el episodio? Fácil: fue porque se canceló la serie. Verán, la producción de la serie fue un proceso normal, pero su estreno fue todo un lío. En un inicio, el show se iba a estrenar en Nickelodeon como todos los Nicktoons, pero luego de que la primera temporada finalizara su producción y comenzara la de la segunda en 2019, la serie sencillamente no procedió, lo que encendió las alarmas del equipo creativo, quiénes ya habían fijado los episodios de la segunda temporada. De golpe, en 2020 Nick llegó a un acuerdo de exclusividad con Netflix para que ellos estrenaran varias nuevas producciones, incluyendo las películas de The Loud House y El Ascenso de las Tortugas Ninja (cuya trama básicamente es la condensación de lo que habría sido su tercera temporada jamás realizada), algunas películas de Bob Esponja, el live-action de Avatar, y claro; Glitch Techs. Hubo un respiro de alivio y lo que habría sido la segunda temporada logró llegar al proceso de 'animatic', incluyendo el episodio.

 

El objetivo era que eventualmente Netflix tal vez pediría una segunda temporada si la serie tenía éxito. Y aunque lo tuvo, la plataforma al parecer no estuvo satisfecha con los resultados y prescindió de renovar el show. Nick comenzó a emitirla en televisión con la esperanza de darle una oportunidad, pero la causa estaba pérdida. La producción de la serie fué paralizada a inicios del 2020 sin una cancelación oficial, pero el equipo se separó y pues... ya han pasado años desde entonces, por lo que la serie ya podemos darla por muerta junto con el episodio. En definitiva, un 'Game Over' para Miko, High-Five y ésta versión de las Tortugas Ninja, así cómo del Destructor de Eastman...





Bonus Track: La serie animada de Space Usagi

Ya para finalizar, incluiré un último proyecto cancelado, que aunque técnicamente no tiene relación con las Tortugas, sí involucra a un personaje cercano a ellos. Cualquier buen fanático de las Tortugas Ninja sabe quién es Miyamoto Usagi, el conejo samurái que se ha cruzado en varias ocasiones con el cuarteto verde. Creado por Stan Sakai en 1983 para su cómic Usagi Yojimbo, al igual que las Tortugas, es un personaje que tuvo sus inicios en los cómics 'underground' y que se trata de un animal antropomorfo con una temeraria habilidad para manejar la espada. La gran diferencia entre Usagi y los hijos de Splinter radica en que él vive sus aventuras cómo un rōnin en el Japón feudal, más específicamente en una versión habitada por animales antropomorfos. Esto jamás detuvo a Sakai de hacer varios crossovers con los personajes de Eastman y Laird, esto debido a la gran amistad que mantienen los tres en la vida real.

 

Mientras que el crossover más reciente dentro de los cómics se produjo este mismo año (sin mencionar su llegada cómo personaje jugable en el DLC de Shredder's Revenge), Usagi ha tenido la oportunidad de aparecer en las primeras tres series animadas de las Tortugas. En todos estos encuentros, Usagi suele tener una conexión particular con Leonardo, quién se vuelve uno de sus amigos más cercanos y un rival personal. Debido a esto, sorprende que Usagi no haya tenido hasta 2022 su propia serie animada (Conejo Samurái: Las Crónicas de Usagi para Netflix, que ni siquiera es protagonizada por él, si no por su descendiente Yuichi). Aún así, en 1993 hubo una gran oportunidad, aunque no con el Usagi normal, si no con el espacial. Verán, en los 90s, Sakai creó Space Usagi, una contraparte futurista espacial de las historias feudales que canónicamente se ubica muchos años después, con el Usagi espacial siendo un descendiente del Usagi feudal. Esta versión del personaje solo ha tenido un par de cómics cortos, con una nueva aventura próxima a punlicarse en noviembre.


Pues, para este punto Sakai había decidido publicar sus cómics con Mirage (previamente habían sido publicados por Fantagraphics), y cuando surgió la idea de hacer una serie animada de Usagi, se decidió que Space Usagi sería el ideal para ésto. Fué así cómo Mirage alcanzó un acuerdo con Murakami-Wolf-Svenson para la producción de una serie. La propuesta además llamó la atención de Turner Entertainment, quiénes se unieron cómo co-productores del proyecto y se encargarían de la distribución de la serie. Turner comenzó a vender la serie con un breve piloto de unos 3 minutos con 42 segundos realizado en 1994. El piloto llamó la atención de ABC ese mismo año, que para ese momento ya era propiedad de Disney, quienes se interesaron bastante en el concepto, y dada la negativa de Disney de aceptar serie protagonizadas por ratones o patos, una serie protagonizada por un conejo sonaba bien. La serie fué aprobada y se produciría una temporada de 26 episodios. El proyecto llamó tanto la atención que incluso Oliver Stone (fanático de los cómics de Sakai y director de ...) se ofreció a producir una película. Lamentablemente, todo cambió cuándo la nación juguetera atacó...


Verán, cómo ya mencioné con los Mutanimales, todavía en los 90s si no tenías una línea de juguetes, olvidense de que su serie saldría al aire. Y éso fué exactamente lo que aquí pasó. No sólo Playmates no se interesó, NINGUNA juguetera lo hizo. Esto debido a que en 1991 el personaje de Bucky O'Hare, otro conejo antropomorfo espacial de cómic; fué adaptado cómo serie animada con su respectiva línea de juguetes y un par de videojuegos realizados por Konami (los mismos que hacían entonces los juegos de las Tortugas Ninja). En un intento de replicar el éxito de las Tortugas, se echó toda la carne al asador con una campaña millonaría y muchas figuras producidas en masa... pero el proyecto fué un fracaso estrepitoso. Cómo resultado, las compañías jugueteras le agarraron miedo a los conejos espaciales (que específicos), lo que un par de años después afectó las posibilidades de Space Usagi de despegar. A eso sumemos que ABC y Disney decidieron saltar del barco debido a que la segunda impuso a la primera una exclusividad de sus propias producciones, al igual que Turner, la cual comenzó a priorizar el revitalizar a su estudio Hanna-Barbera y llenar de programación su nuevo canal: Cartoon Network. Y así, el proyecto de Space Usagi se salió de órbita y fué cancelado. Aunque cómo consuelo, Stan Sakai se quedó con el piloto y durante muchos años lo presentó en convenciones hasta que lo subió a YouTube:


 
Piloto de Space Usagi (1994)


Como dato adicional, la versión espacial de Usagi iba a aparecer en una octava temporada de la serie de las Tortugas Ninja del 2003, con el episodio siendo escrito y el personaje obteniendo su modelo de animación. Aquí veríamos al mismo personaje que habíamos visto en episodios previos, sólo que una serie de eventos lo harían convertirse en un ninja espacial. Pero al final tanto 4Kids cómo Mirage prefirieron cancelar la temporada en favor de producir la película crossover Turtles Forever, que cruza a las Tortugas de la serie de 1987 con las del 2003 y que da un cierre a éstas últimas. Aunque afortunadamente Usagi y su buen amigo Gen (un rinoceronte samurái) fueron invitados a la boda de Abril y Casey, por lo que no todo fué pérdida. Parece que Space Usagi está condenado a no ser adaptado nunca a la animación.


Arte conceptual de "Space Usagi" para la nunca producida octava temporada de la serie de 2003. Si así está por la primera cancelación, como se habrá puesto por la segunda...
 

"Las Tortugas Ninja aquí están"

Y bueno, éso sería todo por ahora. Espero que disfrutaran mucho de leer este artículo así como yo lo hice al escribirlo. Díganme; ¿cuál de estos proyectos les pareció el más interesante? Háganlo saber en los comentarios. Por lo pronto, yo me despido, no sin antes decirles que la próxima entrega tratará de otro (o mejor dicho varios) equipo(s) de jóvenes, sólo que en lugar de ser mutantes, éstos son... jóvenes con energía.


¡Cowabunga!


©2023 Adrian Sandoval